FUTBOLFLORIDA

martes, 27 de julio de 2010

FUTBOLDE SARANDI: Pintado Wanderers 5-1 Boquita

UN INESPERADO 5 A 1.

Escribe Ricardo Cono Santiago de Punto y Aparte

Pintado Wanderers vapuleó al campeón

DIEGO APPOLONIA HIZO UN GOL OLÍMPICO.

Pensar que el equipo de Pueblo Barceló podía vencer a Boquita no era una cuestión descabellada ni mucho menos, pero hacerle cinco goles era una idea que no se le ocurría ni al más fanático de los hinchas.

Los directivos de Pintado tuvieron grandes aciertos a la hora de preparar el Clausura –y más allá de lo que pueda pasar en el resto del torneo- esos aciertos fueron muy importantes para alcanzar la victoria del domingo. En primera instancia contrataron a Gastón Lasserre como director técnico que sorpresivamente unas semanas antes se había desvinculado de Boquita y estamos hablando de un entrenador que sabe mucho y lo ha demostrado sobradamente. En segundo lugar entendieron que con el equipo que presentaron en el Apertura no les daba y se la jugaron con las contrataciones al traer jugadores como Claudio Bentos, Eduardo Franco y Paulo Canclini entre otros que hicieron la diferencia.

Después estuvieron los aciertos de Lasserre al que le sobraba conocimiento de su ex equipo y ocasional rival del debut. La mano del técnico se notó ya desde la formación del equipo al darle posiciones distintas a jugadores claves como Bernardo Aguilera y Jonathan González que los puso en la defensa y saber ubicar a las nuevas figuras anteriormente nombradas.

Para colmo de males Boquita se encontraba en el extremo opuesto porque no solo perdió a un reconocido técnico sino que además tuvo la baja definitiva de Rúben Dinardi, el hombre que fue clave en el Apertura siendo el estratega del equipo. El auriazul no trajo sustituto para tan importante jugador y por lo menos en el partido del domingo dio la sensación de que el juvenil Diego Appolonia no está en condiciones de ser el “10” en un equipo con tantos jugadores de experiencia.

La cancha del estadio “Batalla de Sarandí” el domingo se encontraba hecha un potrero –y seguramente hay potreros mejores- porque la suave pero pertinaz lluvia que tuvimos durante el fin de semana hizo que fuera todo barro, prácticamente no había pasto en todo el rectángulo de juego, pensar en que el fútbol se podía hacer por abajo era imposible y estar firmemente parados a los jugadores se les hacía una lucha. Ese fue el gran error de Boquita, el tratar de aprovechar la buena técnica de sus jugadores para tratar de jugar bien cuando en realidad lo que había que hacer era intentar no complicarse con el balón, probar continuamente al arco y para esto jugar verticalmente.

El equipo que dirigió Gustavo Brascesco (en forma transitoria) tuvo además la gran pérdida durante el primer tiempo nada menos que de Rider O’Neil, (la carta más importante de gol que tiene Boquita y seguramente el gran desvelo de las defensas rivales) que tironeado se tuvo que retirar lesionado.

Pintado Wanderers liquidó el partido en el primer tiempo consiguiendo tres goles en momentos claves; en la primera quincena, a la media hora y minutos antes de ir al descanso, ello sumado a que Boquita ya no contaba con su gran carta de gol hicieron que el segundo tiempo fuera prácticamente por cumplir. En la parte complementaria a falta de 22’ minutos para el final Boquita logró el descuento con gol olímpico de Diego Appolonia que intentó darle algo de vida al partido pero no supo aprovechar las situaciones de gol que tuvo (aunque fueron pocas) y la expulsión de Diego Abreu no permitió concretar una reacción que se intuía pero que jamás llegó. Tan es así que a pesar de haber recibido cinco goles, el arquero Matías González evitó unas cuantas ocasiones de gol que tuvo Pintado.

Para destacar en el equipo de Gastón Lasserre lo hecho por varios de sus jugadores como Bernardo Aguilera, Jonathan González, Jhoan García, Eduardo Franco, Paulo Canclini y Roberto Pérez.

Seguramente se trató del debut soñado de los “wandereristas” y de una noche para el olvido del auriazul, veremos si Pintado sigue por éste camino en el Clausura –creemos que con lo mostrado el domingo también se puso la chapa de candidato- y si Daniel De Las Llanas (que pasó a ser el nuevo técnico) logra sacarle jugo a un Boquita que aunque con bajas… igual tiene mucho para dar por el nivel de su plantel.

Detalles.

Pintado Wanderers (5). Roberto Infante. Claudio Bentos, Jonathan González, Bernardo Aguilera y Johan García (Alvaro González). Eduardo Franco (Sergio Pereyra), Claudio Rodríguez y Pablo Perazza (Gonzalo Luzardo). Roberto Pérez, Paulo Canclini (Nicolás Juarez) y Nicolás Perazza. D.T. Gastón Lasserre.

Boquita (1). Matías González. Diego Carabajal, Nicolás Dos Santos, René Rojas (Gianluca Raviolo) y Pablo Rodríguez. Diego Appolonia, Carlos García, Joaquín Brascesco y Diego Abreu. Kristian Fernández y Rider O’Neil (Jorge Gereda). D.T. Gustavo Brascesco.

Goles: 17’ Eduardo Franco, 31’ Claudio Rodríguez, 41’ Roberto Pérez, 73’ Pablo Perazza y 83’ Gonzalo Luzardo (PW). 68’ Diego Appolonia (B).

Expulsado: Diego Abreu (B).

Fotos de Punto y Aparte. Pintado Wanderers (blanco y negro) Boquita (azul y oro)
Se aprecia el LAMENTABLE estado del piso del Estadio Batalla de Sarandí

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada